Iglesia de Orotina

Orotina

POSICIÓN GEOGRÁFICA

Las coordenadas geográficas medias del cantón de Orotina están dadas por 09°53’40” latitud norte y 84°34’34” longitud oeste.

La anchura máxima es de veinticuatro kilómetros, en dirección noreste a suroeste, desde la confluencia de las quebradas Concepción y Fresca hasta unos ochocientos metros al suroeste del cerro Guacuca, sobre el curso del río Jesús María.

 
BREVE RESEÑA HISTÓRICA

En la época precolombina el territorio que actualmente corresponde al cantón de Orotina, estuvo habitado por indígenas del llamado Reino Huetar de Occidente, que en los inicios de la conquista fue dominio del cacique Garavito.

El descubridor de la región fue el conquistador español don Gil González Dávila, en el año 1522; cuando realizó el primer recorrido por tierra en nuestro territorio nacional, desde el sector sureste del mismo hasta el poblado indígena Avancari (hoy Abangaritos, cantón de Puntarenas); en 1561 don Juan de Cavallón fundó el efímero poblado que denominó villa de los Reyes, en las llanuras de Santo Domingo.

Después de la independencia, llegaron a la zona varias personas en procura de terrenos para cultivarlos y radicarse en el lugar. Uno de los primeros colonizadores fue con Manuel Hernández quien estableció una hacienda ganadera, en el actual distrito tercero, Hacienda Vieja. Luego se ubicó don Eusebio Figueroa, con otra hacienda.

La construcción de la carretera nacional, en 1843, de San José a Puntarenas, denominada camino de carretas, provocó el arribo de más agricultores que sembraron granos, cultivaron frutas y explotaron maderas finas. El poblado tenía como centro comercial al vecino caserío San Mateo, hacia el noreste. Otros fundadores del cantón de Orotina , fueron los señores Gregorio y Jacinto Hernández, Julián Cordero, José María Vargas, José María Chaves, Santos Arce, Primo Vargas, Juan Chavarría y otros más.

En 1860 ya existían algunas casas con techos de teja de barro y varios ranchos de paja. La primera calle que se pobló fue la que conduce del centro de la actual ciudad al sitio El Alumbre, en el río Grande. En 1863, la población se convirtió en un distrito de San Mateo, con el nombre de Santo Domingo.

La actividad minera fue importante en Orotina; en 1862 trabajó la Sociedad de Minas del Monte del Aguacate y otras. Esta actividad, junto con la explotación de maderas, cultivos y ganadería atrajeron a nuevos vecinos, casi todos extranjeros, como los señores Desanti, Barth, Cercone, Ferrero, De Lemos, Marichal, Giustiniani, y Rudín.

Para el año 1868 se estableció una escuela privada; en 1879 se instaló una escuela pública, en casa de don José María Morales. En la administración de don Ascensión Esquivel Ibarra (1902-1910), se construyó el edificio escolar, que en un principio se llamó escuela de Varones, luego se le asignó el nombre de Primo Vargas Valverde, benefactor del cantón. En 1904, el citado señor financió el funcionamiento de una escuela de música. El Instituto Agropecuario de Orotina, inició sus actividades docentes el 20 de marzo de 1962 en la administración de don Mario Echandi Jiménez, posteriormente cambió el nombre por Colegio Técnico Profesional Agropecuario, Ricardo Castro B.

La primera ermita se construyó en 1876, ubicada a un kilómetro al este del actual templo, por iniciativa del presbítero don José María Palacios, cura de San Mateo. La construcción de la iglesia comenzó en 1893, en un terreno donado por don Primo Vargas Valverde, el cual fue bendecido tres años después. Durante el episcopado de monseñor don Juan Gaspar Stork Werth, tercer obispo de Costa Rica, en el año de 1905, se erigió la parroquia dedicada a Santo Domingo de Guzmán, 1a cual actualmente es sufragánea de la diócesis de Alajuela, de la provincia eclesiástica de Costa Rica.

En 1902 llegó la primera locomotora del ferrocarril al Pacífico, hecho que fue un factor determinante en el desarrollo del cantón.

El 1 de agosto de 1908 se llevó a cabo la primera sesión del Concejo de Orotina integrado por los regidores propietarios, señores Juan María Mora presidente, Elías Vargas vicepresidente, y Ernesto Valverde, fiscal. El jefe político fue don Julio Umaña Bolaños.

En Ley No. 20 del 18 de octubre de 1915, sobre división territorial para efectos administrativos, promulgada en el gobierno de don Alfredo González Flores a la cabecera del cantón se le asignó el título de villa. Posteriormente, el 24 de julio de 1918, en la administración de don Federico Tinoco Granados, se decretó la Ley No. 28, que le confirió a la villa, la categoría de ciudad.

El origen del nombre del cantón, según don Carlos Gagini se debió a un error, ya que la región que tenía esta denominación en los inicios de la conquista, estaba situada entre los ríos Aranjuez y Guacimal, en ellLitoral oriental del golfo de Nicoya; la cual fue conocida también como Gurutiña, dominios del cacique chorotega de igual nombre; topónimo que evolucionó a Orotiña y por último Orotina.

Escudo cantón de Orotina

DIVISIÓN TERRITORIAL ADMINISTRATIVA

Creación y Procedencia

El cantón de Orotina se creó en Ley No. 39, del 1 de agosto de 1908 como noveno de la provincia de Alajuela, con cinco distritos.

Orotina procede del cantón de San Mateo, establecido este último en Ley No. 20 del 7 de agosto de 1868.

ASPECTOS FÍSICOS

Geología

El cantón de Orotina está constituido geológicamente por materiales de los períodos Terciario y Cuaternario; siendo las rocas sedimentarias del Terciario las que predominan en la región.

Del período Terciario se encuentran rocas de origen sedimentario y volcánico. Las sedimentarias son de las épocas Mioceno, Plioceno y Plioceno Pleistoceno; la primera corresponde a materiales de la formación Punta Carballo, constituida por areniscas finas, calcáreas, pobremente estratificadas, gris verdosa y fosilíferas en partes también fragmentos de xilópolo generalmente gris a negra, la cual se localiza al suroeste del poblado San Jerónimo, próximo al límite cantonal. De las rocas sedimentarias del Plioceno se encuentran los materiales de la formación Esparza que es un lahar compuesto principalmente por clastos de basalto fanerítico, distribuidos en una matriz arcillo arenosa, amarillo rojiza, profundamente laterizada en la superficie, fragmentos de cuarzo, la cual se sitúa en una franja aledaña a la carretera entre los poblados Marichal y Pozón, así como en el sector próximo al Instituto Agropecuario y área sur del mismo. Las sedimentarias del Plioceno Pleistoceno pertenecen a la formación Tivives, que corresponde a un lahar constituido por bloques de lava, principalmente basálticos de diversos tamaños distribuidos en una matriz cinerítica, enriquecida de pómez, en superficie arcillificada, la cual comprende la mayor superficie del cantón, ubicada en la zona norte de la región, lo mismo en la margen norte del curso medio del río Cuarros, el sector oeste y suroeste del poblado San Jerónimo, así como desde hacienda Coyolar hasta el sitio Juches. Las rocas volcánicas del Mioceno están representadas por cl grupo Aguacate y la formación Orotina, el primero, está compuesto principalmente por coladas de andesita y basalto, aglomerados, brechas y tobas, situado al noreste de la región próxima al límite con los cantones de San Mateo y Atenas; la formación Orotina está constituida por ignimbritas, de estructuras prismática columnar, posiblemente derivados de un magma cuarzo latítico, situados en el sector entre los cerros Tamarindo y Coyote, entre los poblados Limones y Tigre, lo mismo desde villa Hacienda Vieja hasta finca Mirita, así como entre los sitios Jiménez y Lomas, Tablas y Zapote también en fila Pochotal.

De los materiales del período Cuaternario, se localizan rocas de origen sedimentario de la época Holoceno, los cuales corresponden a depósitos Fluviales y Coluviales, localizados en la margen oeste del río Grande de Tárcoles, lo mismo que en el curso inferior de los ríos Cuarros, Machuca y Jesús María.

Geomorfología

El cantón de Orotina presenta dos unidades geomórficas, denominadas forma de Sedimentación Aluvial, y de Origen Volcánico.

La unidad de sedimentación aluvial, se divide en tres subunidades llamadas Terraza de Esparza y Orotina, Planicie Aluvial del Río Grande de Tárcoles y Planicie Alunal del Río Jesús María. La subunidad Terraza de Esparza y Orotina, se localiza desde el sector norte de la ciudad Orotina hasta el sector este de laguna Tigrillo; lo mismo que entre los poblados Quesera y San Jerónimo, y de éste último hasta el poblado Tigre; la subunidad constituye una superficie plana ondulada, de amplias divisorias; compuesta de rocas de las formaciones Tivives y Orotina; en esta última son ignimbritas y originan terrenos arcillosos, la génesis de la subunidad es compleja, en un principio existía la formación Punta Carballo, la cual fue reducida a casi una llanura, luego ocurrió la depositación de las otras formaciones y posteriormente al proceso erosivo la transformó a su forma actual. La subunidad Planicie Aluvial del Río Grande de Tárcoles se encuentra al sureste del cantón, en la margen del citado río; esta subunidad constituye una superficie plana, que presenta un microrelieve producto de los cauces abandonados y rellenos aluviales, la pendiente generalmente es inferior a 1º, en ella se pueden ver los meandros abandonados; esta subunidad presenta dominancia de fracciones volcánicas principalmente andesitas la textura de la fracción variará siendo más gruesa hacia las vecindades de los ríos y del pie de las colinas; su origen se debe al aporte realizado por el río Grande de Tárcoles y sus afluentes. La subunidad Planicie Aluvial del Río Jesús María, se ubica en la margen del citado río; corresponde a una subunidad plana, con una superficie que presenta un microrelieve producto de los cauces abandonados y rellenos aluviales, la pendiente generalmente es inferior a 3°, siendo las áreas cercanas a las colinas donde se presenta mayor pendiente, como resultado del cúmulo de coluvio; en ésta subunidad hay dominancia de fracciones volcánicas principalmente andesíticas, la textura de la fracción variará siendo más gruesa hacia las vecindades de los ríos y del pie de las colinas; su origen se debe al aporte realizado por el río Jesús María y sus afluentes.

La unidad de origen volcánico, se divide en dos subunidades geomórficas, denominadas Restos de Topografía Plana Formados por ignimbritas, y cerros y valles del Aguacate. La subunidad Restos de Topografía Plana Formados por ignimbritas, se encuentran en una faja que cubre ciudad Orotina, villa Coyolar y los poblados Santa Rita y Guácimo; corresponden a una superficie casi horizontal, no hay ríos o quebradas sobre ella; está formada por ignimbritas con un grado de consolidación variable; su origen se debe a corrientes de ignimbritas que bajaron por el incipiente valle del río Grande de Tárcoles hace algunos miles de años. La subunidad Cerros y Valles del Aguacate, se localiza en el sector al este de villa Hacienda Vieja el relieve de esta subunidad se caracteriza por valles de laderas con muy fuerte pendiente y en algunos sitios escarpados, las divisorias suelen ser angostas, en ocasiones el espacio interfluvial es ancho entre dos ríos principales, pero con un relieve demasiado ondulado, debido a la presencia de anchos valles de pequeñas quebradas, la presencia de muchas colinas de forma cónica sugiere la existencia de viejos conos volcánicos como el cerro Chompipe; está compuesta principalmente de rocas del tipo de las andesitas y basalto andesita, se encuentran también lavas, piroclastos, aglomerados y corrientes de lado, brecha e ignimbritas, posteriormente a las rocas volcánicas ocurrió la intrusión de rocas de composición ácido y neutro ácido; asociado a ella se efectuó una mineralización de algunas zonas, dando origen a las vetas auríferas de la región; la acción hidrotermal, coalinizante y silicificante produjo la descomposición y transformación de algunas rocas ya existentes como pueden comprobarse en cerros y colinas que forman los cerros del Rayo, ubicados al sur de Hacienda Vieja, esta subunidad es de origen volcánico, pero la erosión ha tomado parte en el modelado de algunas de sus formas.

Altitudes

Las elevaciones en metros sobre el nivel medio del mar, del centro urbano de los distritos del cantón son las siguientes: Ciudad Orotina 229, Villa Mastate 197, Villa Hacienda Vieja 270, Villa Coyolar 174 y Villa Ceiba 122.

Hidrografía

El sistema fluvial del cantón de Orotina, corresponde a la vertiente del Pacífico, el cual pertenece a las cuencas de los ríos Jesús María y Grande de Tárcoles.

La primera es drenada por los ríos Machuca y Cuarros, que se unen al río Jesús María. El río Machuca recibe las quebradas Pital, Zúñiga, Guayabal, Ceiba, el río Cuarros se origina de la confluencia de las quebradas Pozón, Santa Rita, y se le une a la quebrada Diablo. También irrigan el área las quebradas Tablas y Trinidad, que desembocan en las lagunas Sapo, Tigrillo y Grande, las cuales confluyen al río Jesús María. El río Cuarros y las citadas quebradas nacen en el cantón, cuyas aguas van de noreste a suroeste, y el río Jesús María presenta una dirección de norte a sur. Los ríos Fuego son límites cantonales; el primero con Esparza; el segundo y la quebrada Piedras de Fuego con Garabito; ambos de la provincia de Puntarenas; y los otros con San Mateo.

La cuenca del río Grande de Tárcoles es drenada por el río de igual nombre, al que se le unen las quebradas Salitral, Concepción, Carbón, Aguacate y Bejuco; las cuales nacen en el cantón y van en dirección norte a sur; al igual que el río Grande de Tárcoles, presenta un rumbo de noreste a suroeste. Este río y la quebrada Concepción son límites cantonales, el primero con Turrubares y el otro con Atenas. También se encuentra en la región la laguna Coyote, en la cual desemboca la quebrada del mismo nombre.

Galería

REFERENCIA A MAPA BÁSICO DE COSTA RICA

Hojas del mapa básico, 1:50 000 (IGN): Barranca, Río Grande.
Hojas del Mapa 1:10 000 (IGN): Desmonte.

Comentar en Facebook

comentarios

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!
This site uses cookies. Find out more about this site’s cookies.