Iglesia de Aserrí

Aserrí

POSICIÓN GEOGRÁFICA

Las coordenadas geográficas medias del cantón deAserrí están dadas por 09°44’50” latitud norte y 84°08’43” longitud oeste.

La anchura máxima es de veintinueve kilómetros, en dirección noreste a suroeste, desde la confluencia de los ríos Poás y Cañas hasta la naciente de la quebrada Florida, en las laderas del cerro Cabeza de Chancho.

Loading
Centrar mapa
Tráfico
En bicicleta
Tráfico

 
BREVE RESEÑA HISTÓRICA

En la época precolombina el territorio que actualmente corresponde al cantón de Aserrí, estuvo habitado por indígenas del llamado Reino Huetar de Occidente, que en los inicios de la conquista fue parte de los dominios del cacique Aczarri, llamado también Accerrí, Aquecerri, Aquearri, Adcerri o Adqarri; quien era súbdito de Garavito.

La región constituía uno de los principales cacicazgos del reino, el cual gozaba de autonomía que le permitía desarrollarse plenamente, y mantenía un conjunto de aldeas que le eran tributarias.

La población de Accerrí fue descubierta en 1561, por el conquistador don Juan de Cavallón. Fray Martín de Bonilla predicó en este lugar un año después. En enero de 1563, don Juan Vázquez de Coronado, de paso para la región de Quepo, estuvo en Aczarrí, lugar que tenía el nombre de su cacique, al que sometió sin ninguna resistencia. En 1569 se habla del cacique principal Aquecerri y de sus tributarios Tiribí, Churraca, Caribari Citiubes y Tiribari.

Entre los años de 1570 a 1575, dos frailes franciscanos establecieron las doctrinas en Aserrí, Barva y Curridabat. En 1575 se construyó la iglesia dedicada a San Luis de Tolosa, la parroquia de Aserrí se fundó en el mismo año, la cual es una de las más antiguas del país. En 1583 Aserrí y Curridabat estaban unidas bajo la dirección espiritual de un sólo doctrinero. Durante la época Colonial y hasta 1880 las iglesias de Aserrí y Curridabat fueron administradas por un mismo cura, el último en atender las dos parroquias juntas, fue el presbítero don Cornelio Peralta. La construcción de la iglesia actual se concluyó en 1895, en el episcopado de Monseñor don Bernardo Augusto Thiel Hoffman, segundo obispo de Costa Rica; la que en este momento es sufragánea de la arquidiócesis de San José, de la provincia eclesiástica de Costa Rica.

A raíz de la apertura del Camino de Mulas, en 1601, que se utilizó principalmente, para el comercio de esos animales en las Ferias de Portobelo, en Panamá; en el sector Occidental del Valle Central, de nuestro territorio, se establecieron potreros para los mismos. En tal forma, para 1662, se conoció la existencia de una zona de descanso de mulas, en el valle de Aserrí.

La configuración de la actual ciudad comenzó a mediados del siglo XVIII, por iniciativa de don Alonzo de Bonilla, mediante la venta de terrenos en la parte central del asentamiento que hoy corresponde a esa población, con el propósito de establecerla adecuadamente.

En ley No. 63 de 4 de noviembre de 1825, aparece Aserrí como un pueblo del distrito San José, del Departamento Oriental, uno de los dos en que se dividió, en esa oportunidad, el territorio del Estado. En el Registro de Linderos de los barrios y cuarteles del Departamento de San José, de 30 de noviembre de 1841, Aserrí fue un cuartel del barrio Alajuelita. En la ley No. 36 de 7 de diciembre de 1848, Aserrí junto con Curridabat conformaron el tercer cantón de la provincia San José. En la ley No. 22 Ordenanzas Municipales de 4 de noviembre de 1862, Aserrí constituyó un distrito del cantón tercero Desamparados, de esa provincia.

En la administración de don Próspero Fernández Oreamuno, el 27 de noviembre de 1882, en ley No. 3, se le otorgó el título de Villa a la población de Aserrí, cabecera del cantón creado en esa oportunidad. Posteriormente el 10 de agosto de 1920, en el gobierno de don Julio Acosta García, se promulgó la ley No. 69 que le concedió a la villa, la categoría de Ciudad.

En 1873 se realizó la primera sesión del Concejo de Aserrí, integrado por los regidores propietarios, señores Mateo Frutos, José Mora y Jesús Chinchilla

La primera escuela oficial fue establecida en una pequeña vivienda de adobes, donada por don Luis Zamora vecino del lugar. La escuela actual entró en servicio en 1897, en la primera administración de don Rafael Iglesias Castro, y actualmente se llama Escuela Manuel Hidalgo Mora. El liceo de Aserrí, inició sus actividades docentes en marzo de 1970, en la administración de don José Joaquín Trejos Fernández.

El nombre del cantón es en recuerdo del cacique Aczarri, que gobernaba la región cuando llegaron los primeros conquistadores españoles, denominación que evolucionó a Aserrí. La forma primitiva es una palabra indígena, que según el obispo don Bernardo Augusto Thiel H.,se descompone en dos vocablos: ac o hac, que significa piedra, y seri, igual a perico ligero; por lo que se puede expresar como sitio o lugar de la piedra del perico ligero

Escudo cantón de Aserrí

DIVISIÓN TERRITORIAL ADMINISTRATIVA

Creación y Procedencia

En ley No. 3 del 27 de noviembre de 1882, se creó Aserrí como cantón de la provincia de San José, designándose como cabecera al pueblo del mismo nombre. En esa oportunidad no se fijaron los distritos de este nuevo cantón.

Aserrí procede del cantón de Desamparados, establecido este último en ley No. 22 del 4 de noviembre de 1862.

ASPECTOS FÍSICOS

Geología

El cantón de Aserrí está constituido geológicamente por materiales de los periodos Cretácico, Terciario y Cuaternario; son las rocas sedimentarias del Terciario las que predominan en la región.

Del periodo Cretácico se encuentran rocas de origen volcánico y sedimentario. Las volcánicas están agrupadas bajo el nombre del Complejo de Nicoya, que está compuesto de grauwacas macizas y compactas, de color gris oscuro, ftanitas, lutitas ftaníticas, calizas, silíceas afaníticas, lavas con almohadillas y aglomerados de basalto e intrusiones de gabros, diabasas y dioritas, el cual se localiza al norte y oeste del sitio La Jamaica, próximo al límite cantonal. Las rocas sedimentarias del Cretácico Paleoceno, corresponden a la formación Tulín, que incluye olivinos, augitas e hiperstenos y basaltos serpentinizado; la cual se ubica desde la margen norte del río Pirrís hasta la ladera sur del cerro Caraigres.

Entre los materiales del periodo Terciario, se hallan rocas de origen sedimentario, volcánico e intrusivo. Las sedimentarias de las épocas Oligoceno Mioceno y Mioceno, que a la primera corresponde la formación Térraba, la cual se compone de lutitas de gris a negra, en parte con pirita, limolitas, areniscas tobáceas, conglomerado y turbiditas: localizada al sur del cantón, en el sector aledaño a los sitios Bajo Tabacales y La Jamaica. De las rocas sedimentarias del Mioceno aparecen materiales Indiferenciados y de la formación Pacacua, los materiales Indiferenciados se sitúan entre el cerro Caraigres y el sector al sur de la carretera entre villa Monterrey y el poblado Meseta; y la formación Pacacua, corresponde a una secuencia de materiales, constituida por interestratificaciones de conglomerados brechosos y areniscas conglomeráticas, areniscas limolitas y lutitas, todas tobáceas, en algunas partes con coloraciones moráceas; que se sitúa en ambos lados de villa Tarbaca, en dirección este y oeste hasta el límite cantonal, así como en parte del sector noreste de la región. Las rocas volcánicas de la época Mioceno, están representadas por el grupo Aguacate, compuesto principalmente por coladas de andesita y basalto, aglomerados, brechas y tobas, ubicado entre el sector al norte de la margen del río Grande de Candelaria y el área al oeste del poblado Tranquerillas. Las rocas intrusivas de la época antes citada están compuestas por materiales intrusivos ácidos de la Cordillera de Talamanca, tales como dioritas cuárcicas y granodioritas, también gabros y granitos; los cuales se sitúan en las márgenes del río Grande de Candelaria, así como en la ladera este de cerros de Escazú.

De los materiales del período Cuaternario, se localizan rocas de origen sedimentario de la época Holoceno, tales como depósitos fluviales y coluviales; localizados en las cercanías de las márgenes del río Cañas, lo mismo que al este del poblado Poás; así como en una franja al noreste de la región, próximo al límite cantonal.

Geomorfología

El cantón de Aserrí presenta cuatro unidades geomórficas, denominadas forma de origen tectónico y erosivo, originada por acción intrusiva, de origen volcánico y de origen estructural.

La unidad de origen tectónico y erosivo, se divide en dos subunidades como son fila Brunqueña y Cordillera de Talamanca. La subunidad fila Brunqueña se localiza al sur del cantón, a partir de la margen sur del río Grande de Candelaria; esta subunidad se orienta de acuerdo con la dirección estratigráfica de las rocas sedimentarias que la forman, la pendiente es fuerte con un pequeño escalón entre los 400 y 500 metros de elevación. Su sistema de drenaje se aproxima al dendrítico, muy poco desarrollado y algo afectado por fracturas; las diferencias de relieve son grandes y entre fondo, valle y cima frecuentemente hay de 100 a 200 metros; esta subunidad se compone de rocas de las formaciones Brito, Pacacua, con algunas intrusiones, las rocas son areniscas de grano medio a fino, lutitas arcillosas y calizas, su origen se debe al levantamiento desde el fondo oceánico, de un bloque de corteza, este bloque ascendió a lo largo de fallas, inclinándose en las últimas etapas hacia el noreste, la erosión fluvial terminó de modelar la subunidad, haciendo una selección en las rocas. La subunidad Cordillera de Talamanca se ubica entre el sector al este de ciudad de Aserrí y el río Grande de Candelaria; presenta valles profundos con laderas de fuerte pendiente; las divisorias son angostas; esta subunidad comprende rocas viejas de la formación Pacacua, además presenta intrusiones ácidas y básicas, así como volcánicas, la forma de la cordillera es compleja por estar influenciada por la presencia de fallas y pliegues, lo mismo que por la diversidad de rocas; su origen se debió a una sedimentación marina que ocurrió hasta el Mioceno medio, luego se inició un ascenso y plegamiento durante el Mioceno medio al superior; posteriormente un plutonismo con magmas ácidas y básicas originando las intrusiones, el cual es muy posible que llegó hasta el Plioceno.

La unidad originada por acción intrusiva, se manifiesta en el Macizo de Escazú, el cual se localiza al noroeste del cantón, a partir del sector entre villa Tarbaca y el poblado Poás; se caracteriza por presentar laderas de fuerte pendiente; las divisorias son redondas pero muy escarpadas. La unidad se compone propiamente de rocas ígneas intrusivas y volcánicas, con escamas o intercalaciones de sedimentos, las cuales en superficie se encuentran muy meteorizadas, se observan evidencias de la acción hidrotermal y neumatolítica a consecuencia de la vecindad en el subsuelo de masas intrusivas, manifestadas con calinización de las rocas, hilillos de sílice y silicificación en general. Esta unidad se originó por la acción causada por cuerpos intrusivos.

La unidad de origen volcánico, se divide en dos subunidades denominadas serranía de laderas de fuerte pendiente y relleno volcánico del Valle Central. La subunidad serranía de laderas de fuerte pendiente, se encuentra en las proximidades de villa Vuelta de Jorco, el poblado Monte Redondo y el sector suroeste de este último; está formada por laderas de fuerte pendiente, y se caracteriza por la facilidad de sus terrenos a originar deslizamientos está compuesta principalmente por rocas volcánicas, aunque también hay sedimentarias, las primeras en su gran mayoría están profundamente meteorizadas, lo cual favorece los deslizamientos, su origen se debe a la erosión de las anteriores rocas. La subunidad relleno volcánico del Valle Central, situado en el sector aledaño a ciudad de Aserrí; corresponde a una superficie plana ondulada, es posible que los cambios en el relieve dentro del área, son debidos a la presencia de lava a unos cuantos metros de profundidad constituyendo un frente; la subunidad está formada en superficie por rocas volcánicas, principalmente lavas, tobas e ignimbritas cubierta por ceniza en un espesor variable, la secuencia de lavas descansa sobre roca sedimentaria, las lavas son del tipo andesítico; geomorfológicamente, esta subunidad no es un valle, sin embargo para efectos políticos, socio económicos y todo tipo de referencia, se considera preferible seguirlo denominando Valle Central, el nombre técnico correcto es fosa tectónica debido a la presencia de una falla a todo lo largo del pie de la sierra volcánica Central, la cual está evidenciada por la existencia de fuentes termominerales; así como la interrupción brusca y alineada con la supuesta falla de las estribaciones que bajan de la mencionada sierra hacia el valle: lo mismo que por la presencia de un vulcanismo sin explicación aparente (Formación Pacacua), en correspondencia con la posición de la falla o cerca de ella

La unidad de origen estructural, está representada por el sinclinal de Naranjo, ubicado en fila Bustamante.

Altitud

Las elevaciones, en metros sobre el nivel medio del mar, del centro urbano de los distritos del cantón son las siguientes:

Ciudad Aserrí 1.308 Villa Tarbaca 1.796, Villa Vuelta de Jorco 1.220, Villa San Gabriel 1 310, Villa Legua 1.649 y Villa Monterrey 1.100.

Hidrografía

El sistema fluvial del cantón de Aserrí, corresponde a la vertiente del Pacífico, que pertenece a las cuencas de los ríos Pirrís y Grande de Tárcoles.

La primera es drenada por el río Pirrís y sus afluentes el río La Dicha y la quebrada Delicias; lo mismo que por el río Grande de Candelaria, que se origina en la confluencia de los ríos Tarrazú y Alumbre al que se le unen los ríos Tarbaca y el río Tigre. Estos cursos de agua, excepto los ríos Pirrís, Tarrazú y Alumbre, nacen en el cantón. Presentan una dirección de noreste a suroeste, de sureste a noroeste y de norte a sur. Los ríos Grande de Candelaria, Jorco, La Dicha y Tarrazú y la quebrada Delicias son límites cantonales; los tres primeros con Acosta; el cuarto con Desamparados y la última con León Cortés Castro.

La cuenca del río Grande de Tárcoles, es irrigada por el río Cañas al que se le unen los ríos Curubres, Suerre, Parruás, Poás; y Guatuso. Estos ríos nacen en la región y presentan un rumbo de sur a norte y de suroeste a noreste. Los ríos Poás y Guatuso son límites cantonales; el primero con Alajuelita y Desamparados; el Guatuso con Desamparados.

GALERÍA

 
REFERENCIA A MAPA BÁSICO DE COSTA RICA

Hojas del mapa básico 1:50 000 (IGN): Abra, Caraigres, Dota.
Hojas del mapa 1:10 000 (IGN): Aczarrí, Cucubres.

Comentar en Facebook

comentarios

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!
This site uses cookies. Find out more about this site’s cookies.